Donde
los azules se confunden
uniéndose en uno solo

Donde
el brillo de tus ojos
deje paso al astro rey

Donde
un remanso de paz
traigas de tu mano

Donde
tus palabras
resuenen en mis oídos

Donde
la soledad de las piedras
se diluya

Donde
tus caricias
ericen mi cuerpo
y el sabor de tus besos
sea inolvidable

Donde
quieras
pero
¡¡ ámame !!

María Glez. Méndez

No hay comentarios.

Con tecnología de Blogger.