Un día

Un día pensé que debía de dejar de pensar y dejar que la vida fuese transcurriendo con sus devenires

Sucedió cuando me di cuenta que daba lo mismo las vueltas que yo le diera a las circunstancias que se atropellaban en mi camino, porque nada iba a cambiarlas antes de tiempo.
Descubrí con dolor que por muchas vueltas y vueltas que diese, el mundo seguiría girando sin tener en cuenta mis ideas, o mis ilusiones
Supe que tendría que esperar, tener paciencia, dejar que poco a poco todo fuese fluyendo, y si podía, ir saltando o agarrando las piedras que fuese encontrando. Unas serían como grandes losas que pesarían sobre mis hombros, tratando de hundirme en la cloaca de las miserias. Otras serían como guijarros que guardaría en mi bolsillo porque me iban marcando el verdadero camino hacia la meta

Un día pensé que podría luchar contra molinos de viento

Un día me di cuenta que " ese día " sólo fue una utopía y descendí de golpe en la realidad del diario vivir.
...

Un día en que decidí que debía dejar de pensar ...

...

Maria Glez Méndez

No hay comentarios.

Con tecnología de Blogger.