... Recuerda

Los sentimientos no se compran
No son de ida y vuelta, a nuestro antojo, o según nuestras necesidades

Se forjan, poco a poco, con los actos de cada segundo de nuestra vida

Se consolidan, poco a poco, con el reflejo sincero de nuestra alma en cada uno de nuestros pasos

Se viven en todas las esquinas y rincones de nuestros días, con el corazón abierto a la vida

Se sienten en todos los órganos de nuestro cuerpo, como el aire que sopla sobre tu cabello, como el agua que cae sobre tus mejillas, como el sol que acaricia tu corazón, como la luna que refleja tu sombra.

Recuerda ...

Maria Glez Méndez


No hay comentarios.

Con tecnología de Blogger.