La vida así de simple...

Comienzo otro día
en tus brazos de acero,
acaricio tu rostro,
te beso en los labios,
te ofrezco un te quiero.

La luna amorosa
veló nuestros sueños
y despertamos al alba
bajo un cielo rosa
a la luz de un lucero.

María Elena Astorquiza V.

No hay comentarios.

Con tecnología de Blogger.