Cuando te digo que te quiero

Cuando te digo que te quiero, lo digo encerrando todas y cada una de las alas de las mariposas en el mundo, recogiendo todos los pétalos de las rosas más bellas, respirando el aroma de la primavera, y con todo mi corazón y mi alma unidos para hacerte sentir toda esta inmensidad que ni yo misma puedo controlar, donde quisiera encontrar palabras nuevas para hacerte entender lo mucho que significas para mi y lo diferente que es la vida a tu lado.

Cuando te digo que te quiero, no lo digo de forma automática o en respuesta a un cariño que me hagas, tampoco lo hago para agradecerte algo bello que hayas hecho por mi, mucho menos lo digo porque es lo correcto, porque es lo que debe ser, te lo digo perfectamente consciente de lo que estoy sintiendo y con todo el conocimiento de lo que quiero hacerte sentir a ti y sobretodo de ver embelesada, la reacción que obtendré al saberte tan amada.

Cuando te digo que te quiero, espero que mis palabras logren penetrar tu piel y meterse en tu sangre para que te recorran constantemente, para que cuando creas que no hay opciones recuerdes que alguien en el mundo te ama tal y como eres, para que veas esa salida cuando aparentemente todo esta clausurado, porque siempre tendrás mi mano para ayudarte, mi abrazo para consolarte , mi oído para escucharte y mi alma para comprenderte.

Cuando te digo que te quiero, me gustaría hacerlo gritando y que se escuchara mi voz en el rincón más recóndito de la tierra, que transformara unas cuantas vidas el tono de mi sentimiento hacia ti, que se desnudaran sonrisas, que se aliviaran problemas, porque es tan grande lo que siento que a veces creo que al extender mis brazos soy capaz de abrazar el planeta entero, y dar un poco de lo que a mi me brota tan naturalmente por ti.

Cuando te digo que te quiero, en realidad, te estoy mintiendo, porque te amo, es mucho más que querer lo que siento por ti, se quiere a muchas personas en la vida, se ama a pocas y se adora solo a una, yo te adoro, por eso no me creas cuando te digo que te quiero, porque no lo mereces, porque ya bastante hiciste para ganarte mi cuerpo, mi alma, mi mente y mi todo, y aun si no estás ahora conmigo, ese sentimiento único en la vida, ya te pertenece a ti y solo a ti.

BR

No hay comentarios.

Con tecnología de Blogger.